Los mejores Remedios Caseros

Ocho Remedios Caseros para el dolor de garganta

 

Después de leer este artículo conocerás algunos de los mejores remedios caseros para eliminar el dolor de garganta.

Índice de contenidos

Aceite de coco

Uno de los grandes remedios caseros para calmar el dolor de garganta es el aceite de coco.

Este compuesto natural actúa como lubricante de las paredes mucosas en la garganta.

Se han hecho varios experimentos en animales, y ha mostrado ser de utilidad para eliminar infecciones. Además sirve para calmar el dolor y disminuir la inflamación.

¿Cómo consumirlo?

– Añade una cucharada al chocolate o té caliente.
– También puedes añadir una cucharada en las sopas.
– O simplemente dejar una cucharada en la garganta para que actúe.

¿Qué cantidad se recomienda?

Se recomienda no excederse con la cantidad diaria de aceite de coco, pues podría tener efecto laxante.

Con 2 cucharadas diarias será suficiente. Comenzando con una cucharadita para evaluar tolerancia.

Raíz de Malvavisco

Desde la Edad Media, uno de los grandes remedios caseros para el dolor de garganta ha sido la raíz de malvavisco.

Su principio activo es el mucílago. Es un compuesto con una textura parecida a la gelatina.

Nos ayuda a calmar el dolor, ya que aporta lubricación a la garganta.

La raíz de malvavisco ha sido probada en animales, e incluso en dosis altas no tiene efectos tóxicos.

¿Cómo prepararla?

Deja hervir una taza de agua. Cuando comience el hervor agrega una cucharadita de raíz de malvavisco seca.

Luego puedes dejar unos minutos en reposo para bajar la temperatura. Ya una vez que esté tibio puedes tomar el té.

Vinagre de manzana: Otro de los remedios caseros para el dolor de garganta

El poder del vinagre se encuentra en el ácido acético. Éste es un gran aliado para eliminar las bacterias patógenas.

Hipócrates, el padre de la medicina, recomendó para los síntomas gripales la mezcla de miel y vinagre de manzana.

Para calmar el dolor de garganta prepara una taza con agua tibia y una cucharada de miel (opcional) y una cucharada de vinagre.

Limonada o agua con limón

Esta bebida hidratante y refrescante también es uno de los remedios caseros que puedes usar para el dolor de garganta.

El limón genera mayor producción de saliva, conservando humedecidas las mucosas.

Además es rico en vitamina C y antioxidantes que refuerzan tu sistema inmunológico.

Puedes mezclar limón y agua tibia con miel para generar una pronta recuperación.

Jengibre

El jengibre es una planta cuya raíz tiene fines medicinales ya que tiene componentes que son antiinflamatorios y antibacterianos.

Se han realizado estudios en los que se colocó solución de jengibre en la garganta de personas que tenían infecciones bacterianas.

En estos estudios el jengibre elimina bacterias que provocan la infección.

Para hacer un té de jengibre sólo pones a hervir agua con trozos de raíz del mismo.

Una vez que queda tibio puedes tomarlo e incluso añadir miel o limón.

El jengibre es también uno de los grandes remedios caseros para las tos.

Equinácea y Salvia

Estas dos hierbas son remedios caseros para el dolor de garganta que puedes usar en casa.

Son útiles para disminuir el dolor pues tienen propiedades antiinflamatorias.

Para realizar un té curativo pon agua hervida en una taza y añade una cucharadita de salvia y otra de equinácea molida.

Deja reposar por unos minutos y luego puedes endulzar el té con miel.

Raíz de regaliz

Tiene efectos parecidos a la aspirina que contribuyen en la disminución del dolor de garganta.

Hay estudios que demuestran que realizar gárgaras con agua de regaliz es de gran ayuda para mermar el dolor de garganta.

También puedes hacer té con la raíz de regaliz molida y agua caliente.

Ajo

El ajo tiene un enorme poder antimicrobiano. Ésto hace que sea útil para infecciones de garganta. Además sirve para aliviar el dolor.

Su principio activo es la alicina, un componente con efectos contra hongos, virus y bacterias.

Sólo mastica un pequeño pedazo por 15 minutos y verás sus resultados.

Scroll Up